Manuel: El arte de honrar la vida y de viajar sin irse…

Ser parte de este mundo de la “diabetes conectada” hace que nuestra comunidad digital también sea nuestro de lugar de encuentro y reflexión. Espacio para compartir parte de nuestras vidas: proyectos, alegrías, triunfos, bienvenidas, obstáculos a superar y también dolor…. En el día de ayer, falleció Manuel Sternik, padre de Daniel, cofundador y alma de esta Fundación. Constante y aguerrido compañero de trabajo, co equiper de sueños compartidos y querido amigo.

Hoy me doy cuenta que no es compartir una situación personal con Uds. sino institucional, porque esta Fundación, sin jerarquías, a la que pertenezco está formada por gente del mundo de la diabetes, algunos de ellos como Pilar, Belén e Ullises tienen diabetes y otros no, pero también hay personas que son miembros fundamentales  de la Fundación y no están en ninguna página ni estatuto porque son parte de nuestra vida tan íntima que no nos damos cuenta de lo mucho que influencian nuestras acciones.  Y eso justamente es Manuel, porque a través de sus necesidades pudimos ver las de otros. Porque el simple hecho de verlo en las calles de San Luis, a los 87 años, superando las dificultades para deambular, haciendo equilibrio en las veredas puntanas, sin pedir ayuda pero agradeciéndola aunque lo incomodaba, conviviendo con la diabetes y muchos factores de riesgo cardiovasculares de la manera que mejor podía, cuidándose pero sin dejar de vivir la vida que eligió, ya es una enseñanza que nos deja este experimentado guerrero azul.

No sé si soy la persona más adecuada para contarles cuál era la virtud que lo hacía “tan encantador”, porque no era extremadamente cariñoso ni simpático … pero un encuentro con él, de sólo minutos, a muchos nos cambiaba el día. Nos dejaba “encantados”, nos regalaba una idea, un pensamiento que muchas veces le encontrábamos significado un tiempo después…una enseñanza, una esperanza, algo de su sabiduría. Esta mañana me desperté tarareando una vieja canción: “Honrar la vida” y creo que eso es justamente lo que me transmitía Manuel cuando lo veía trasladar la dignidad de una vida honesta y de bien por las calles de mi querido San Luis. Como dice en la lírica “Merecer la vida es una virtud, es dignidad y es la actitud de identidad más definida”.

Me quedo con todo lo que nos regaló, sus ideas, su aliento, su afecto y sobre todo con su ejemplo. Sé que nuestro primer fan no nos acompañará más con su presencia física pero continuará formando parte de todas nuestras acciones y proyectos. Sólo tengo que agradecerle a la vida por haberlo cruzado en mi camino. Como muchas veces sucede, compartir es terapéutico, ya no me siento tan triste y deseo para mí y para Uds. lo que tuvo Manuel, una vida para honrar, una familia para querer y trascender y que cuando llegue el momento, la muerte los encuentre viviendo.

Un abrazo enorme para Rudie y toda la familia Sternik

7 Comments
  1. Bellas palabras , hermosa realidad . Conocí pocas personas con tantas ganas de vivir y seguir acrecentando conocimientos como Don Manuel , ( lo recuerdo como si fuera ayer hace unos meses atrás , participando de un foro de jóvenes sentado en primera fila con un papel y un bolígrafo anotando para sus futuros proyectos de vida !!!!! Un grande ) quiero aprovechar este espacio para homenajear a un gran Hombre y a su familia hermosa , por haber tenido a un gran referente de buena gente y excelente persona . Un afectuoso saludo para Rudy – Daniel – Miguel- Alejandra !!!

  2. Mejor expresado no pudo ser. Nancy, comparto plenamente tus palabras.
    Fuerte abrazo a Rudy, Miguel, Dany y flia.

  3. Mis condolencias a la familia Sternik- Carreño. que mejor legado dejo su padre a la comunidad de San Luis. ejemplo de vida, se refleja en su hijo Daniel Sternik, un fuerte abrazo Doctor. Matilde

  4. Nunca me hablaron de Manuel y por ello ignoraba su existencia.
    Al que conozco es a Daniel, su hijo, en este mundo de la diabetes y por el escrito de Nancy ya conocí a su padre y no me sorprende lo que dice de el porque Daniel es una especie de imagen reflejada en junio espejo de su progenitor.
    Lamento profundamente su partida y mando todo mi cariño para los que ahora lo están pasando mal.
    Se me ocurre decir “dichosa la rama que al tronco se parece” y me refiero a Daniel.
    Un abrazo para toda la familia.

    1. Muchas Gracias, Salvador. Te hubieras llevado muy bien con Manuel, hubieran sostenidos unas charlas inolvidables. Besos

  5. Soy Jorge de Armas Medico Cubano que hace 8 anos vivo en Miami USA, no se pueden imaginar cuan emocionado me encuentro despues de haber encontrado a este ejemplo de hombre nuevamente, tuve el honor de compartir con el una mes en Cuba en el ano 1997 cuando participo en un Taller de Gerontologia comunitaria, y alli compartimos un mes donde todos los dias nos veiamos y conversabamos, el me decia te pareces tanto a mi Hijo, me siento que lo tengo aca cerca. En fin tengo tan gratos recuerdos de el que me da tanta pena no haber podido volverlo a ver y haberlo encontrado una vez ya fallecido. Pero donde quiera que este se que Dios lo tiene en su regazo y alli estara cuidado . Si su familia se quiere comunicar conmigo seria para un placer contarles los momentos vividos en cuba, mi telefono +13057983970.
    EPD querido Manuel

Deja un comentario